tipos de caspa

Tipos de caspa: aprende cómo identificar cuál tienes

La caspa es espantosa y muchas personas la han tenido, sin importar si eres hombre o mujer. El proceso del tratamiento puede ser insoportable, especialmente porque usas miles de productos que parecen no funcionar en lo absoluto. Lo que no te dicen estos productos es que son para un tipo específico de caspa y que no las trata a todas.

Yo he tenido que lidiar con un problema de caspa que ha empeorado con el paso del tiempo. Antes lo podía resolver variando la marca del champú y acondicionar que usaba, pero ahora se ha vuelto algo grave porque nada de lo que hago logra que se resuelva mi problema.

Para poder saber exactamente qué hay que hacer para que nunca moleste esta caspa horrible, hay que averiguar el tipo que tenemos y así atacarla de forma correcta.

Tipos de caspa

los tipos de caspa

  • La primera aparece como una caspa seca por alergias a ciertos productos o malos hábitos de limpieza. Para saber si tienes este tipo de caspa tienes que fijarte si tienes el cabello apagado, si la caspa es de un color blanco con un poco gris, el cuero cabelludo no se inflama y además cae cuando te rascas la cabeza o sola. Pareciera que fueses una serpiente cambiado de piel.
  • La segunda es más grasosa y es de color un poco más amarillo; es causada por un hongo. Presentarás inflamación y costras frecuentemente. No cae sola y te dará picazón, lo que hará que se te pegue la caspa a las uñas. Se acumulará demasiado la grasa natural del cuero cabelludo.

El problema con la caspa

El mayor problema con la caspa es que es un proceso natural que no se puede eliminar, solo se puede controlar. Esto quiere decir que si has conseguido un tratamiento que te está ayudando deberás continuar su uso todo el tiempo para que la caspa desaparezca y no vuelva más. Si dejas de aplicar el tratamiento, al cabo de tres días volverá la caspa para perseguirte.

No te preocupes, no estas sola. Este problema es una de las enfermedades más comunes del mundo y no es nada incontrolable. Si quieres puedes visitar un dermatólogo para que te ayude un poco más al respecto.

Publicado por

Renata Franco

Vivo con el Joker y un gato llamado Vampiro y otra bebé kitty llamada Nana. Trabajo de blogger a tiempo completo. Quisiera que me pagaran por cocinar y ver series. Amo la buena música y todos los días me vuelvo más misántropa. Puedes seguirme en mi Twitter, agregarme a Facebook o a Google. Visita mi blog.