Evita el dolor de pies cuando lleves zapatos de tacón

Los zapatos de tacón son imprescindibles en el armario de cualquier mujer, pero a veces es muy difícil llevarlos, ya que provocan rozaduras y dolores bastante intensos en todo el pie. Por eso voy a darte algunos consejos con los que vitar el dolor de pies, o al menos minimizarlo hasta extremos aceptables.

brand_women_shoes_stiletto_heel_platform_pump_high_heels

Evitar el dolor de pies empieza en la tienda, cuando compras los zapatos. Pruébalos y trata de caminar un poco, para ver si son cómodos. Si no lo son pruébate otros, y así hasta que encuentres unos zapatos con los que te sientas cómoda.

Otro consejo que puedo darte es que no los estrenes un día en el que los tengas que llevar durante horas. Si sabes que vas a tener que llevarlos puestos mucho tiempo, lo mejor es que los estrenes en casa y te los vayas poniendo a ratos, para que el zapato se amolde a la forma de tu pie.

Si no estás acostumbrada a llevar tacones, ni se te ocurra comprarte unos tacones de aguja, ya que la experiencia será desastrosa. Si no tienes costumbre, compra zapatos de tacón bajo y si puede ser que sea cuadrado, ya que tus pies lo agradecerán.

La talla también es otro elemento importante para no tener problemas con los tacones. Si te compras los zapatos de una talla más, el pie se moverá y acabarás machacándote los dedos, y lo mismo te pasará si el zapato de aprieta, ya que al final de la noche terminarás con los dedos destrozados.

Para terminar, si ninguna de estas soluciones te sirve, o incluso a modo de prevención, puedes comprar una especie de almohadillas que se meten dentro del zapato. Las mejores son las de gel, ya que se adaptan a la forma de tu pie de manera automática, algo que no ocurre con las de esponja u otros materiales.