Guía para identificar tu tipo de cabello y sus cuidados

A veces nos aplicamos cualquier champú que no tenga una función específica o un acondicionador que simplemente no cubre nuestras necesidades según el tipo de cabello. Mostrar un pelo brillante y saludable no es difícil si tienes conciencia de cuál es tu tipo de cabello y sus cuidados. Para saber cuál es tu tipo debes fijarte en tres aspectos esenciales. Primero observar si tu pelo es liso o rizado, luego conocer su textura es decir, si tus cabellos son finos o gruesos. Y tercero tomar en cuenta si el estado es seco o graso. Factores como las hormonas, los tratamientos capilares agresivos, el estrés o la excesiva exposición al sol pueden alterar su estado.

¿Qué tipo de cabello tengo?

Cada uno se comporta de un modo diferente,le favorecen más ciertos peinados y necesita unos cuidados específicos para que se mantenga sano y fuerte. A continuación los tipos de cabello y sus cuidados.

Cabello liso

Este tipo de cabello es suave y brillante, porque la cutícula que lo recubre se extiende de forma plana, reflejando la luz. Puede parecer ondulado cuando está húmedo pero se alisa al secarse. El pelo liso se presta a los recogidos de todo tipo y a las melenas cortas desflecadas. No utilices rizadoras porque al cabo de pocas horas, tienden a caerse los rizos. Para sacarle el mayor partido al brillo natural de este cabello, aplícate regularmente un tratamiento acondicionador con aceite caliente.

Cabello rizado

El cabello rizado tiene mucho cuerpo. Cuanto más corto se lleva, toma más volumen; y si se deja crecer se alisa un poco. Cada pelo por separado tiene una forma de “S” y, aunque se alisa cuando está mojado, recupera el rizo natural al secarse. Como este tipo de cabello tiene mucho volumen naturalmente, lo mejor es no llevarlo tan corto para que puedas manejarlo. Como necesita mucha hidratación, utiliza cremas hidratantes de aceite de Karité o coco y una crema para peinar que controle el frizz.

Cabello ondulado

Este cabello cae suavemente desde las raíces, formando ondas amplias que resultan más evidentes si se lleva largo. Al igual que el cabello rizado, cada pelo tiene forma de S pero más suave. Es muy moldeable, si lo peinas cuando está húmedo puede alisarse y se ondula más al dejarlo secar de manera natural. Responde muy bien a cualquier técnica de peluquería. Puedes reforzar las ondas naturales con una crema potenciadora de rizos, y si prefieres el cabello liso, aplica suero alisador con protector de calor antes del secado.

Cabello fino

tipo de cabello sus y cuidados 2

Tiende a tener un aspecto lacio y a parecer falto de vida tras el lavado, y la aplicación excesiva de productos para el cabello. Aunque sea fino por naturaleza, algunos tratamientos químicos como los tintes y los productos para permanentes pueden darle más cuerpo. A los cabellos finos les va muy bien las medias melenas con cortes a capas o despuntados. Hazla más atractiva con un voluminizador en forma de espuma.

Cabello grueso

Tiene un diámetro mayor que otros tipos de pelo y también más cuerpo. Puede dar la sensación de aspereza y, si está muy seco o dañado, puede tener aspecto de alambre. Las formas muy estructuradas y los cortes largos y ondulados van bien a los cabellos gruesos; pero si están demasiado cortos, pueden ponerse de punta. Las mascarillas acondicionadoras suavizan el cabello grueso y facilitan su peinado.

Cabello seco

Si lo dejas secar de forma natural, el cabello seco puede parecer frágil al tacto y falto de vida; las puntas pueden tener aspecto lanudo o pajizo. Lava y acondiciona tu pelo con productos suaves para cabellos secos, y aplícate una vez a la semana una mascarilla capilar que lo hidrate a profundidad. El aceite de coco o aguacate también le aportará brillo natural al cabello seco.

Cabello graso

El cabello graso es el que presenta un aspecto grasiento y caspa en las raíces, aunque las puntas parezcan resecas. Esto puede deberse a factores como el estrés o el hábito de lavarlo y cepillarlo a menudo, pero también puede ser un factor genético. Utiliza un champú suave que no deje residuos y un acondicionador ligero solo para las puntas. Evita los productos que tienen silicona o aceites, pues se quedan adheridos al cabello, dándole un aspecto sucio. No lo laves a diario porque maltratarás el cabello, hazlo al menos cada dos o tres días.

6 tendencias de cabello para el resto del 2013

Cuando eres una entusiasta de la belleza usualmente quieres estar siempre a la moda y con las tendencias al día dependiendo de las temporadas o lo que se esté usando ese año. Durante el 2013 hay muchas tendencias geniales con toques bohemios, colores interesantes y algunas cosas retro. Vamos a aprender más sobre las tendencias de cabello para el resto de lo que queda en el 2013.

1. Trenzas divertidas

trenzas divertidas

Las trenzas son una de las mayores modas este año y pueden ser tan simples o tan intrincadas como quieras. Además, pueden ser desordenadas para un aspecto casual o súper elegantes y arregladas para asistir a una boda o ser la novia incluso. Úsalas con cabello corto y largo, te van a encantar.

2. Colores de cabello pastel

cabello color pastel

Este año hay que usar el cabello de colores divertidos, así sea completamente o sólo en algunas zonas con mechas. Trata de usar colores brillantes pero muy pasteles como el rosado claro, el azul cielo y el lila que será el más divertido y buscado. Podrás combinar con tu ropa y tu maquillaje.

3. Cabello gris o plateado

cabello gris

Otro color interesante que se ha estado evitando durante años es el gris porque demuestra vejez, pero la realidad es que ahora está más de moda que nunca. Así que ya tienes canas, úsalas, y si no es así, trata de usar un color plateado y divertido. Será completamente distinto.

4. Cabello rojo, muy rojo

cabello rojo

El cabello rojo no ha pasado de moda nunca, pero ahora está de vuelta para que muchas chicas lo usen, así sea en un tono tirando al naranja, a uno castaño, haciendo un poco de degradado en las puntas o las osadas que pueden usarlo muy rojo y brillante. Si te haces un peinado con toque vintage, quedará aún mejor.

5. Rizado retro

rizado retro

Los peinados con rizados retro de los años 20 y 40 estarán muy de moda. El aspecto es simple, clásico y perfecto para usarlo con cabello corto o largo. Es hermoso y cualquiera puede hacerlo en su casa. Úsalo especialmente en momentos donde tengas que estar un poco más elegante.

6. Cabello corto y atrevido

cabello corto y atrevido

Hay muchas mujeres que han dejado atrás su cabello largo para volverlo más corto y atrevido. Así es fácil de usar, es hermoso, quedará bien para tu rostro y será rápido para arreglar en las mañanas. Los pixie estarán más de moda que nunca.

Usos de belleza del aceite de coco

El aceite de coco es mucho más que un humectante. Este tiene vitamina D, E y K, las cuales serán unas sustancias milagrosas que te transformarán el cabello y la piel en solo minutos. Puedes usarlo como un aceito o como un bálsamo, como prefieras. Se mantendrá líquido en temperaturas mayores a los 23°C y se mantendrá sedosa y cremosa si se tiene a temperaturas más bajas.

aceite de coco

El aceite o crema de coco tiene muchos usos en el mundo de la belleza. Vamos a conocer algunos.

  • Quita el maquillaje de ojos fácilmente, especialmente si usas máscara o delineador que son difíciles de remover.
  • Evita completamente el frizz en el cabello. Sólo coloca un poco en las manos y usa como un bálsamo para tener el cabello brillante y manejable.
  • Humecta la piel del rostro dejándola suave gracias a la vitamina E que contiene. También la puedes usar en otras áreas del cuerpo si te parece necesario.
  • Limpiará como un scrub si la mezclas con azúcar. Haz una receta con partes iguales de azúcar y aceite de coco y te humectará pero también exfoliará.
  • Si tienes los cojos muy agrietados será perfecto para hacerlos mejorar. Deja unos 5 minutos y luego enjuaga. Usa en las rodillas con el mismo propósito.
  • Cuando te hagas unos rizos o si este es tu cabello natural, usa aceite de coco para aplastarlos un poco. Hará que los rizos estén bajo control todo el día.
  • Para el cabello seco hará maravillas. Coloca un poco y deja varias horas usando un gorro para la ducha.
  • También será un buen humectante para labios rotos y para protegerlos del sol.
  • Si eres de las chicas que prefieren afeitarse en vez de la depilación, entonces usa un poco de aceite de coco en vez de jabón. Las piernas quedarán muy humectadas y funcionará como lubricante natural que evitará cortes desagradables.
  • Coloca sobre las cutículas para mantenerlas humectadas todo los días. Usa luego de terminar la manicura.
  • Para estimular que el cabello crezca y evitar picazón del cuero cabelludo, coloca un poco de aceite de coco. Además, olerá perfecto luego.

Como puedes notar, el aceite de coco tiene muchos usos. Ten siempre un poco de este producto natural que te servirá para arreglar muchos problemas típicos que todas las chicas tenemos.

Cómo limpiar tu cepillo de cabello apropiadamente

Peinarse es una de las mejores cosas que puedes hacer para tu cabello. La practica logrará que todo el aceite natural generado por el cuello cabelludo baje hasta las puntas y así se mantenga brillante, hidratado y vivo. Sin embargo, hay personas que usan el peina una y otra vez y no lo limpian. Parece algo extraño, ¿no? Pero sucede mucho más de lo que crees.

Limpiar tu cepillo de cabello

Si lo limpias como es debido verás que tu cabello estará mucho mejor, aunque  no parezca la gran cosa. En realidad sí lo es porque no sólo se va a acumular pelo tuyo sino también aceite, gérmenes, polvo, acondicionador y muchas otras cosas desagradables.

Por ejemplo, digamos que te lavas el cabello una vez por semana y es el día lunes, si el martes te vuelves a cepillar el cabello con ese cepillo sucio, no te habrá servido el lavado y los cuidados del lunes de nada porque te lo arruinarás completamente si no se ha limpiado.

Para limpiar tu cepillo de cabello apropiadamente en tu casa, necesitas el método que te explicamos a continuación.

  1. Toma un cepillo que tiene acumulado cabello en el fondo. No importa si es un cepillo plano o uno redondo, en ambos casos va a funcionar.
  2. Ahora busca un lápiz o algo similar y pasa por debajo del cabello pegado en el cepillo. Levanta un poco para que se empiece a despegar del fondo.
  3. Con un par de tijeras corta por toda la mitad o por donde sea que hayas levantado el cepillo. Esto hazlo si estás limpiando un cepillo plano. Para el redondo repite el paso de arriba por dos lados opuestos y así puedes picar por esas dos zonas.
  4. Ahora pela todo el cabello y remueve. Puedes usar nuevamente el lápiz para levantar esas áreas que tienen aún. Debes eliminar todo lo que haya ahí.
  5. Bota el cabello que has sacado y luego lleva un envase largo que cubra todo el cepillo con agua tibia y una cucharada de champú. Coloca el cepillo ahí dentro de remojar por unos minutos y limpia bien el fondo. Lava con agua fresca y deja secar.